INTERPODA

Siembra de cítricos

Siembra de cítricos

El cítrico es un árbol perenne que indica que su estado vegetativo siempre esta funcionando aunque mas lento con el frío. Cuando tenemos temperaturas cálidas este brota sobre todo al ser transplantado , es por ello que debemos hacer esa siembra en momentos que tengamos climas templados. De esta forma favorecemos que esa brotación no tenga pérdidas.

Generalmente esa siembra se realiza en primavera y en otoño. En Interpoda somos reacios a la siembra en otoño ya que la brotación que salga tras la siembra llegara débil a los fríos de invierno y la raíz no estará lo suficientemente colocada para una correcta alimentación.

Interpoda apuesta por una siembra de cítricos en primavera porque le damos la oportunidad de tener varias brotaciones antes del frío y un buen agarre de la raíz.

De este modo el árbol se encuentra con bastante fortaleza para su entrada en invierno, también al sembrarlo en primavera nos permite dar un pequeño corte central en septiembre buscando ya la formación del árbol y favoreciendo una ultima brotación. Esto es algo que generalmente no se suele hacer, nosotros sabemos que con esta labor adelantas al árbol un año en un periodo de cinco, así el árbol dará en su quinto año la producción esperada para el sexto.

Por tanto en Andalucía Occidental nos quedamos con la siembra en primavera. Así en Interpoda tenemos unas fechas concretas como punto de partida para la siembra, y estas fechas las hemos obtenido como conclusión de que si necesitamos un clima templado y sobre todo agua para un buen agarre y una buena brotación, la fecha buena para la siembra es desde primero de marzo hasta mediado de abril. Si bien en el mes de marzo hay que adaptarse al clima según las zonas.

Las ventajas de sembrar en estas fechas es que aprovechamos todas las lluvias caídas, puesto que la frecuencia de lluvia es mayor y además el clima es templado.

Otra de las cosas importantes en la siembra son los trucos aprendidos tras muchos años y los aportes de otros agricultores o de viveros conocidos, desde hacer el agujero antes y llenarlo de agua (da muy buenos resultados), sembrar y regar detrás con pipa, o simplemente poner el sistema de goteo 24 horas de riego continuado. No obstante en Interpoda consideramos que lo más importante, hagamos lo que hagamos, es que la tierra que arropa la raíz esté lo más prensada posible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Call Now Button